Categorías
@ve y Salud

Reciclada

Voy durmiendo de mes en mes

en la calma de sugerentes pero muertos sentidos

escondido en el alma en astros bien correspondidos

en una luz que se hace noche aunque el sol no gire ni ande

para un pequeño duende que asi se me aparece grande

faltan motivos pero me sobran mañas para pasar los años

huir a paraisos perdidos por mentes insanas

aun de silbarlo me quedan ganas

en expresivos pero ocultos sonidos

en el lugar donde se encuentra el sudor perdido

en este escrito escondido

en este ruido maldecido

en un sucio placer mal medido

en un olvido

Guardando los poemas en mi cajón

Con el imperdible que tenian

Encontré en el fondo nuestra razón

Huellas en fuentes del dolor

con los puños que la leían

Buscando la letra de una canción,

Bandera de toda mi ideología

mares de arena divise,

Ríos y estanques navegue

Miles de estantes de agua tibia.

Sangrando por lo poros pundonor

Buscando entre la penuria la alegría

ahora tengo esa sensación

años de historia en que yo me vi

Con toda la rabia que yo tenia.

he puesto orden al final de esta vida

como en todas el fin no estaba leido.

No es nada nuevo tener la basura tirada

Dispuesta siempre a ser vejada

por las mismas mentes aventajadas

que de ella han recibido

hace ya años en patria desierta,

los que por ella aun la han luchado

son los tuertos de esta tierra muerta

y aun asi por eso la pagamos,

dueños de nuestro pasado y futuro

sin para recogerlo las manos

ricos de este pobre presente

perdonenme por todos los ausentes

los de en camisas de once varas metidos,

por querer mirarse en el de enfrente

triste privilegio que nos han ofrecido,

por ser en este patetico sitio videntes

no diferenciamos a unos de los otros

por ello me hago de vosotros

perdonenme todos mis monstruos

Parados por estas palabras

Atentos a estos oídos

De las letras sabias

Escuchan los sonidos

En las manos que no usan

Cantan estas musas

de esas melenas largas

por las canciones amargas

En una voz que suena

que se va como la arena

y vengad que yo os escucho

me vengo tambien yo que no es mucho

Vengo de un silencio rudo

y me vuelvo tartamudo

Vengo vengo y vengo

Lo que callo y no tengo

Venga venga venga

Que la muerte no los venda

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *